Hemos hablado en muchos de nuestros artículos de cuáles son las causas más frecuentes del dolor de espalda en la actualidad. Pero, ¿por qué hay personas que, sin apenas realizar sobre esfuerzos, malas posturas, o sin sufrir preocupaciones o estrés, padecen de dolores de espalda de forma habitual? Sinceramente, no tenemos una respuesta a esta pregunta, pero sí nos parece interesante (y por qué no decirlo, incluso acertado) adentrarnos en la relación que probablemente exista entre la evolución del ser humano y el dolor de espalda tan común y frecuente entre la población mundial.

El Homo Sapiens y su evolucionada (¡y sufrida!) columna vertebral

A causa del bipedismo y de caminar sobre dos pies, hemos sufrido intensos cambios en la morfología de la columna vertebral.

Puede ser, y de hecho esta teoría está respaldada por un estudio (4) publicado en la revista de acceso abierto “BMC Evolutionary Biology”, que el dolor de espalda tan presente en el Homo Sapiens  sea consecuencia de la evolución, y, concretamente, a causa de caminar erguidos y de una no todavía correcta adaptación de la columna vertebral al bipedismo, lo que hace que suframos más problemas de columna relacionados con la carga. Es muy curioso que los resultados del estudio anterior demuestran que nosotros, los seres humanos, estamos más comúnmente afectados por problemas en la médula espinal que los primates no humanos. En concreto, las hernias discales son mucho más comunes en los humanos que en los primates, cosa que se explica a causa de la tensión que soporta la columna vertebral por la locomoción bípeda.

Ya en 1951 el antropólogo Wilton M. Krogman, en su artículo Scars of Evolution , realizó una lista de dolencias que sufrimos los humanos, de los pies a la cabeza, a causa de caminar de pie. El hecho de ponernos únicamente sobre dos pies para adaptarnos a nuevas condiciones de supervivencia hizo que pasáramos de tener una columna vertebral alineada paralelamente al suelo a tener una columna vertebral en posición vertical. Además, desarrollamos un cerebro grande y pesado, lo que generó que la columna tuviera que adaptarse morfológicamente para poder soportarlo. A causa de esto, la columna desarrolló las tan valiosas curvaturas que nos permiten mantenernos erguidos, soportando y equilibrando el peso de la cabeza.

Convergencia entre antropólogo y quiropráctico: ¡la importancia de cuidar la columna vertebral!

El hecho de ponernos únicamente sobre dos pies hizo que pasáramos de tener una columna vertebral paralela al suelo a tener una columna vertebral en posición vertical

La posición vertical de la columna vertebral ha traído consigo dolores de espalda, hernias y fracturas de disco. Además, los seres humanos somos los únicos mamíferos que podemos tener escoliosis, hiperlordosis y joroba, tal como afirma el antropólogo Bruce Latimer. Ningún otro animal tiene que lidiar con un sistema mecánico como el del ser humano, en el que la columna se dobla y se tuerce incluso al caminar con el proceso de mover los brazos y las piernas para llevar la espalda erguida. Latimer también afirmó que el esqueleto del Homo erectus (1.5 millones de años de antigüedad) y el esqueleto de Lucy (más de 3 millones de años de antigüedad) muestran que tenían problemas de espalda. En palabras de Latimer: “el proceso evolutivo altera los materiales existentes, pero no puede crear perfección. El diseño de tu cuerpo está hecho para durar unos 45 o 50 años. No podemos inventar una columna nueva. Si cuidas tu columna te ayudará a superar ese límite. Pero después de eso, estás solo”.

Solo haremos un pequeño inciso. No estás solo.

¡Siempre tendrás el poder de elegir cuidar tu columna con la quiropráctica!

Barcelona Quiropractic

Si los estudios y los descubrimientos, por parte de los antropólogos biológicos, van en la dirección correcta, se hace todavía más inminente el tomar conciencia de la importancia de cuidar nuestra columna vertebral y mantenerla lo más sana posible. ¿Por qué? Porque es una de las zonas más débiles de nuestra anatomía y, además, el centro de gravedad y de carga de todo el cuerpo. Y, ¿por qué elegir la quiropráctica? Porque el quiropráctico es el único profesional preparado y formado para el cuidado de la columna y del sistema nervioso. Con un cuidado quiropráctico, además de apoyarnos en el ejercicio, los estiramientos y evitar hábitos poco saludables, ayudamos a prevenir problemas en nuestra columna, además de sumar vitalidad y energía.

Desde Barcelona Quiropractic hacemos siempre hincapié en la importancia de ajustarnos de forma regular. Si quieres recibir más información o deseas concertar una primera visita con nosotros, puedes llamarnos al 601 059 849 o bien mandarnos un WhatsApp a este mismo número. ¡Estaremos encantados de poder ayudarte!

¡Quizá la quiropráctica sea un paso más hacia el bienestar del Homo Sapiens!

 

REFERENCIAS
  1. Artículo Revista Digital Infosalus. https://www.infosalus.com/salud-investigacion/noticia-rapida-evolucion-caminar-erguidos-culpable-dolores-espalda-20150427082934.html
  2. Artículo Revista Digital Quo. www.quo.es/ciencia/a40271/dolores-de-espalda-evolucion-humana
  3. Artículo Revista Digital Expansión. https://expansion.mx/salud/2013/03/22/te-duele-la-espalda-o-los-pies-culpa-a-la-evolucion
  4. Kimberly A Plomp, Una Strand Visarsdóttir, Darlene A Weston, Keith Dobney y Mark Collard. La hipótesis de la forma ancestral: una explicación evolutiva para la aparición de hernia de disco intervertebral en humanos. Biología Evolutiva de BMC 68(2015).