En todo proceso de estrés y/o ansiedad está implicado el sistema nervioso

Desde hace un año la humanidad ha dado un giro inesperado debido a la COVID-19; vivimos enfermedad, miedo al contagio, temor por la posible pérdida del puesto de trabajo, deficiencia económica, etc. Todo esto genera ansiedad, provocada por un miedo intenso a lo que ocurre o a lo que podría ocurrir.

En todo proceso de estrés y/o ansiedad está implicado el sistema nervioso, en especial el autónomo o vegetativo. Gracias a los ajustes vertebrales se consigue un sistema nervioso equilibrado, lo que dota al organismo de una capacidad óptima de resistencia frente al estrés y la ansiedad. En Barcelona Quiropractic tenemos usuarios con problemas de ansiedad y estrés que han notado grandes y positivos cambios con la quiropráctica.

¿Qué es la ansiedad y cuáles son sus efectos?

La ansiedad es una reacción humana y natural que tiene efectos muy notorios en el cuerpo y en la mente. Su función principal es la de la supervivencia, puesto que este sistema de alarma se activa cuando la persona percibe un peligro o una amenaza.

“Actualmente estamos con miedo y con una excitación similar a la de los veteranos de la guerra. Nuestro sistema nervioso simpático sólo puede permanecer en ese estado frenético durante un tiempo, antes de que nos estrellemos”. (Jane Webber, psicóloga y profesora de educación en la Universidad Kean en Nueva Jersey, EEUU).

Cuando el peor de los virus es el miedo.

Cuando la ansiedad dura, al menos, varios días, se puede hablar de trastorno de ansiedad. ¿Qué pasa, entonces, con toda la humanidad que lleva muchos meses en un estado de alerta continuado?

Los efectos de la ansiedad incluyen aceleración del ritmo cardíaco y respiratorio, tensión muscular, sudoración en las palmas de las manos, malestar en el estómago y temblores en piernas y manos. Esto se debe a un aumento de la producción de adrenalina y otras sustancias químicas que preparan al cuerpo para confrontar o escapar rápidamente del peligro (real o imaginario). Cuando la ansiedad o el estrés se instalan más tiempo en nuestras vidas puede tener consecuencias bastante graves para la salud. Desde hace poco tiempo se sabe que el estrés es un factor de riesgo en enfermedades cardiovasculares. Actualmente, las investigaciones acerca del estrés crónico se interesan por su papel en el proceso del envejecimiento, así como en la génesis del cáncer.

Al borde del colapso por ansiedad. Señales de alerta.

Hay señales que son indicadores claros de que se ha activado la alarma en nuestro cuerpo. Si una (o más) de estas señales aparecen, presta atención a tu estado.

  • Sentimientos de temor, enojo, tristeza, preocupación, entumecimiento o frustración
  • Cambios en el apetito, los niveles de energía, deseos e intereses
  • Dificultad para concentrarse y tomar decisiones
  • Dificultad para dormir o pesadillas
  • Reacciones físicas como dolores de cabeza, dolores corporales, problemas estomacales y sarpullido
  • Agravamiento de problemas de salud crónicos
  • Agravamiento de problemas de salud mental
  • Mayor consumo de tabaco, alcohol y drogas.

Cómo hacer frente a la ansiedad. Consejos saludables.

Es importante que, en caso de mostrar signos de ansiedad, siempre acudas a un profesional especializado para que pueda valorarte y ayudarte a superar este estado. Paralelamente, varias cosas nos ayudan a reducir los niveles de ansiedad y estar más relajados y en paz con nuestro alrededor y con nosotros mismos. Por ejemplo:

  • Aprender a relajarnos es fundamental para reducir la ansiedad y sus efectos en la salud.

    Desconectar de redes sociales y llamar a familiares y amigos. Es un muy buen antídoto para la ansiedad, así como para ayudar a las otras personas, que pueden sentirse tan aisladas como nosotros.

  • Respiración profunda o diafragmática. Centrarnos en la respiración y en los movimientos de nuestro cuerpo, nos saca inmediatamente del parloteo de la mente, disminuyendo así el nerviosismo.
  • ¡Practicar la gratitud! Las personas que son agradecidas valoran aquello que tienen. Esto les hace ser más optimistas y felices. ¿Por qué esperar para valorar todo lo que la vida nos regala?
  • Aprender a relajarnos antes de dormir. Además de la respiración, es importante desconectarnos de las pantallas, tomar una infusión relajante, leer un libro, etc. Son cosas simples que pueden ayudarnos a dormir mejor.
  • Cuidar el cuerpo. Ejercicio diario, dieta antinflamatoria y equilibrada, reducir el consumo de tóxicos, etc.
  • ¡Risas, por favor! La risa es la mejor medicina, no puedes sonreír y estar ansioso al mismo tiempo.
  • Ajustarnos de manera habitual equilibra nuestro sistema nervioso autónomo. La quiropráctica puede ayudarnos a que los niveles de estrés y ansiedad se vean disminuidos.

La quiropráctica, una gran aliada contra la ansiedad

La ansiedad y el estrés afectan a todos los sistemas de nuestro organismo. Puede causar tensión muscular, hipertensión, úlceras, diarreas, dolor de cabeza… Prolongados en el tiempo, puede ocasionar artrosis, diabetes y empeorar el asma o la bronquitis. Incluso el sistema inmune se ve debilitado por la ansiedad.

La quiropráctica no hace servir fármacos ni cirugía y refuerza la resistencia del organismo frente al estrés. Eliminando las subluxaciones vertebrales de la columna vertebral ayuda a que el sistema nervioso retorne a su equilibrio natural, haciendo que el organismo se adapte mejor a su entorno.

La experiencia de las personas que acuden a Barcelona Quiropractic es que, después de varios ajustes, notan cambios muy significativos en cómo se toman las cosas que suceden en sus vidas, empiezan a reducir los síntomas relacionados con depresión, estrés e incluso con síndromes como la fatiga crónica o la fibromialgia. Esto ayuda a que estas personas reduzcan la ingesta de medicamentos, ayudando al organismo de este modo a trabajar en mejores condiciones.

Si sufres de ansiedad, estrés, depresión, insomnio, etc., y quieres recurrir a un método saludable y no invasivo, puedes ponerte en contacto con nosotros mandando un Whatsapp o llamando al 601 05 98 49.

Un sistema nervioso saludable es la mejor armadura para protegerse de la ansiedad, el estrés y la depresión.

REFERENCIAS
  1. Kidshealth from Nemours. The Nemours Foundation.
  2. Centros para el control y la prevención de enfermedades. 
  3. Fundación Valle del Lili
  4. Zorrilla A, Fernández A. Diabetes mellitus y estrés oxidativo. Bioquimia 1999;24(3):75-9.