Mantenernos en equilibrio y orientados es una tarea de lo más compleja que implica una comunicación perfecta entre el cerebro y los diferentes sistemas corporales  que controlan, justamente, nuestro equilibrio como lo son  la visión, el aparato vestibular (el oído), el sistema propioceptivo e, indirectamente, el sistema vascular. En una gran proporción de los casos que atendemos en Barcelona Quiropractic, tanto los vértigos como los mareos tienen una raíz común en el mal funcionamiento de la columna vertebral, especialmente en la zona de las primeras cervicales, lo cual afecta directamente al sistema nervioso, interrumpiendo la comunicación o generando una mala interpretación de las señales nerviosas entre el cerebro y el resto del organismo. Como resultado aparecen primero sensaciones de mareos, desequilibrio o inestabilidad para evolucionar con el tiempo en la condición muy molesta y delicada de vértigos y síndrome de Menière.

En caso de que acudas a Barcelona Quiropractic con estos síntomas el quiropráctico va a ocuparse de examinar tu columna vertebral minuciosamente, en especial la zona cervical y la relación de ésta con el cráneo y la mandíbula (ATM) para comprobar si existen problemas de mala-oclusión, etc. Las personas con problemas cervicales crónicos, personas con malas posturas repetidas o que tienen que realizar sobre esfuerzos físicos tienden a sufrir alguna o varias de estas condiciones. Es común también, y lo descubrimos al realizar el historial de salud de la persona, que aquellos que han sufrido un latigazo cervical (comúnmente después de un accidente de tráfico), padecen de problemas y síntomas relacionados (que aparecen años después) debido a una rectificación de la curvatura cervical.

El cuidado quiropráctico suele tener una tasa de efectividad muy alta con estos problemas. No obstante, en Barcelona Quiropractic siempre realizamos un reconocimiento completo para averiguar el origen del problema y ver si está dentro de los confines de nuestra especialidad. Por eso, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. Una vez realizado el reconocimiento inicial, te informaremos sin compromiso antes de iniciar un tratamiento. En el caso de padecer síntomas leves, te aconsejamos realizar un estudio de tu columna y sistema nervioso porque, en la mayoría de los casos, la sintomatología es muy esporádica y mejora por si sola al principio. Pero la tendencia, basándonos en nuestra experiencia, es que cada vez los mareos y vértigos se vuelven más frecuentes y más severos. Así que cuanto antes se corrija el problema base, menos alimentarás estos síntomas y evitarás que lleguen a interferir en tus actividades diarias.

 

NO LO DEJES ESTAR >>> Si sufres de Mareos y Vértigos, ponte en contacto con nosotros para comenzar con tu cuidado quiropráctico y recuperar tu salud.

Nombre *

E-mail *

Teléfono (opcional para que te llamemos)

Tu consulta y preferencia de horario para la cita

Acepto la Ley Orgánica de Protección de datos (LOPD)

Introduce este código: captcha