La lordosis cervical es la curva que presentan las vértebras cervicales cuando son vistas de perfil. Cuando la altura anterior de los discos cervicales no es aproximadamente un 40% más que la altura de los discos en la parte posterior, es cuando se dice que existe una rectificación de la lordosis cervical, es decir, una pérdida de la curvatura.

lordosis cervical

Las cervicales han sido diseñadas para aguantar la carga del cráneo, mantener su centro de gravedad en equilibrio sobre los hombros, y ayudar a amortiguar esa carga. De manera que si rectifica esa curva podemos esperar que el centro de gravedad de la cabeza se desplace hacia delante, lo que provoca una sobrecarga muscular y articular que contribuye a la causa de problemas mecánicos cervicales (e incluso dorsales) tales como dolores de cabeza, migrañas, mareos y  vértigos, así como frecuentes contracturas, pérdida de movilidad, etc.

También contribuye al desgaste prematuro de las articulaciones cervicales por el efecto de microtraumatismos a lo largo del tiempo, por el alterado reparto de pesos y la pérdida de eficacia en la capacidad de las cervicales para amortiguar esa carga. Así pues, es común encontrar artrosis prematura especialmente en los discos cervicales inferiores en los individuos con rectificación de su lordosis cervical. De hecho, se ha podido encontrar una mayor incidencia de osteofitos (“picos de loro”) como consecuencia del desgaste articular – comúnmente conocido como artrosis- en las cervicales de aquellos individuos que presentan una disminución de la lordosis cervical. Por ello, es muy importante detectar e intentar corregir esa rectificación en la manera de lo posible, antes de que derive en problemas mayores y permanentes.

Posibles causas de la pérdida de lordosis

La causa de la rectificación suele ser de origen multifactorial, entre los que se encuentran con mayor frecuencia, los esguinces cervicales y malos hábitos posturales, así como el latigazo cervical a causa de una caída o accidente de tráfico.

Pero también puede ser causada por enfermedades reumáticas, escoliosis, malformaciones congénitas como fusión de vértebras congénitas, cirugía cervical, etc.

Varios estudios demuestran que la quiropráctica es un tratamiento con muy buena respuesta y que consigue reducir e incluso eliminar esas molestias y/o dolores.

Quiropráctica, un tratamiento eficaz para la lordosis cervical

ajustando las cervicalesUno de los objetivos principales de la quiropráctica es la recuperación de la postura óptima a partir de la alineación de la columna por medio de los ajustes vertebrales. Cuando hay una rectificación de la lordosis cervical, la corrección de esa curva es lo primordial para evitar que provoque esos dolores anteriormente nombrados, así como también efectos negativos sobre el sistema nervioso como es el problema de deaferentación, siendo uno de los más comunes después de los latigazos, y esto acaba produciendo típicamente sensaciones de vértigo, dolores de cabeza, entumecimiento en las manos y/o sensación de pesadez en la cabeza, entre otros.

Ante la recuperación de la curvatura hay varios estudios (1) que demuestran que la quiropráctica es uno de los métodos más eficaces, y por supuesto, 100% seguro e indoloro. Mediante la técnica conocida como CBP (Chiropractic BioPhisics), una técnica quiropráctica altamente avanzada, científica y probada, se consigue corregir y restaurar la columna vertebral, devolviendo a la zona cervical la alineación correcta. A partir de ciertos ajustes de CBP, el paciente no sólo notará un alivio del dolor y el malestar, sino que también verá como su postura se corrige.

Resultados de un estudio sobre la eficacia del tratamiento por CBP para pacientes con pérdida de lordosis cervical (2)

Estudio realizado a 33 pacientes voluntarios con disminución de lordosis cervical, traslación de cabeza anterior y dolor crónico cervicogénico. Tras una media de 14 semanas de tratamiento quiropráctico, en el que se utilizó la técnica CBP entre otras, se redujo el dolor cervical y el rango de movilidad de los pacientes mejoró.

¿La solución para la pérdida de curvatura cervical? La quiropráctica

Los objetivos de la quiropráctica van mucho más allá de recuperar la curvatura cervical o quitar esos dolores de cabeza que puedes tener a raíz de ese problema en tu postura. Por si aún no lo sabes, aquí encontrarás toda la información que necesitas sobre qué es la quiropráctica.

Hay que destacar que para acudir al quiropráctico no hace falta tener dolor. Nuestra misión es que puedas mantener un buen estado de salud a base de un método totalmente natural, sin tener que recurrir a ningún tipo de medicación, y donde la prevención es lo más importante. Si te preocupas por cuidar de tu organismo para que pueda trabajar al 100%, te asegurarás de que te mantendrás sano durante más tiempo. Eso lo conseguirás mediante la quiropráctica, ya que su objetivo principal es liberar al sistema nervioso de cualquier tipo de interferencia, y por tanto, tu cuerpo podrá trabajar al máximo nivel, aprovechando sus propias capacidades para curarte cuando sea necesario y aportándote un mayor bienestar y calidad de vida.

Si quieres que te informemos más a fondo sobre todo lo que la quiropráctica puede hacer por ti, no dudes contactarnos y reservar tu plaza para la sesión informativa gratuita que organizamos cada semana.

Nosotros resolveremos todas tus dudas y tú descubrirás una nueva forma de cuidarte y vivir.


 

 (1)Marshall DL, Tuchin PJ. Correlation of cervical lordosis measurement with incidence of motor vehicle accidents. ACO 1996;5(3):79-85.

(2) J Manipulative Physiol Ther. 2003 Mar-Apr;26(3):139-51.