¡Que se me quite este dolor!

Una de las principales causas de tu dolor de cabeza es la tensión; que llevas cargando en tu espalda. Esta tensión acaba desplazando tus vértebras hacia los lados y a unas sobre otras; y como consecuencia, irritan los nervios salientes de entre las vertebras comprometidas. Es de este modo que el caos de la vida moderna y las noticias sobre la economía acaban colándose en tu cuerpo y lo enferman.

Lo más habitual es que tu dolor de cabeza se deba al propio estrés, a toda clase de malas posturas, accidentes (por ejemplo: latigazo cervical), ansiedades o exceso de trabajo. Al aumentar la contracción muscular sobre la zona del cuello y la nuca en sí, lo más normal es que eso te lleve a experimentar dolor en la base del cráneo, en la frente, las sienes o por encima y detrás de los ojos.
dolor de cabeza

Vive sin dolor de Cabeza con la Quiropráctica

Debajo de la nuca existen dos pequeñas articulaciones que sujetan tu cabeza adaptando su posición para que ella esté siempre en equilibrio. Las dos pequeñas articulaciones se llaman: Atlas y Axis. Lo habitual es que en tu caso ambas estén agarrotadas o desalineadas y forzando a los músculos que sostienen la cabeza para que se contraiga.

El quiropráctico te realizará un ajuste vertebral específico, alineando la zona cervical de tu columna. De ese modo normaliza el funcionamiento de tu sistema nervioso y facilita el riego de las arterias hacia la cabeza; a partir de allí tu cuerpo se cura solo, pues ya sabe cómo hacerlo, gracias a la Inteligencia Innata que habita en nuestro cuerpo.

Tras el ajuste, muchos de nuestros usuarios manifiestan haber experimentado una sensación de mejoría casi inmediata. En algunos casos se requiere de más tiempo pues el daño se ha dejado estar y se vuelto crónico. Tras la Visita de Reconocimiento, el quiropráctico te entregará un informe, con la frecuencia de ajustes y el resultado específico que debemos esperar tras cada sesión. Reserva tu cita