La sociedad de hoy en día nos ha acostumbrado a nuevos ritmos, bastante más acelerados que hace unas pocas décadas. El estrés, la mala alimentación, el sedentarismo, y la falta de ejercicio son malos hábitos que contribuyen al deterioro de nuestra salud y que fácilmente pueden conducirnos al sobrepeso.

Nuestra columna vertebral está muy relacionada con el sobrepeso y la obesidad ya que los kilos extra suponen un esfuerzo adicional en la espalda y propician el riesgo de sufrir lesiones musculoesqueléticas.

¿Qué puede desencadenar en un exceso de peso?

El sobrepeso genera, entre otros problemas de salud, una serie de cambios estructurales en la columna vertebral. Normalmente suele suceder que la curvatura fisiológica de la columna a nivel de la lumbar aumenta, creando una hiperlordosis. Inevitablemente esto provoca una sobrecarga en los discos intervebrales.

Cuando los discos están bajo constante presión, esto provoca una aceleración de su desgaste, incrementando el riesgo de deformarse e incluso de romperse. Por cada kilo que aumentamos, añadimos más tensión a los músculos de la espalda, por lo que debemos proponernos mantener un peso ideal. Para ello debemos combinar una alimentación equilibrada y combinada con ejercicios aeróbicos, seguidos de pilates o yoga.

Controlar el peso es la primera cosa que hay que hacer para prevenir el dolor de espalda y las posibles complicaciones. Los quiroprácticos siempre te vamos a recomendar que hagas un seguimiento con un nutricionista o un endocrino para evitar las dietas poco saludables y evitar un descenso desmesurado de aminoácidos, proteínas, vitaminas, etc.

Uno de los errores más comunes frente al dolor de espalda es guardar reposo. Este nos lleva a limitar la actividad y hace que la musculatura se debilite, con lo que favorecemos que se produzca, todavía, más dolor. Mantener un peso adecuado acompañado de la realización de ejercicio físico y una correcta higiene postural es fundamental para el cuidado de la espalda. El sedentarismo, que tanto nos afecta hoy en dia, incrementa por sí solo el riesgo de padecer problemas y molestias en la espada.

Es importante mantener un buen tono muscular de la espalda como de la zona abdominal, ya que ambas partes juegan un papel muy importante como riesgo de aumento del dolor o bien de que éste aparezca o persista.

Cuando subimos de peso los músculos de nuestra espalda deben realizar un esfuerzo adicional para sostener y mover nuestro cuerpo. Este sobre-esfuerzo implica un mayor riesgo de sufrir lesiones y dolores de espalda.

Problemas causados por el sobrepeso

  • Aumento de la curvatura o una curvatura anormal en la zona baja de la espalda (lordosis)
  • Pérdida de apoyo y de desarrollo de la columna vertebral
  • Dolor de huesos y músculos
  • Ciática
  • Hernias discales (sobre todo en la zona lumbar)
  • Y, lo que es más peligroso, la cronificación de estos dolores y/o molestias

La buena noticia es que con tan solo seguir unos sencillos consejos, podemos prevenir estos riesgos, y aportar más salud a nuestra columna vertebral.

Cómo te ayuda la quiropráctica con tu sobrepeso

A nivel preventivo el primer objetivo que se debe plantear una persona con sobrepeso es, lógicamente, bajar de peso. La quiropráctica puede ayudar a tratar la obesidad porque es excelente para ponerse en forma. El cuidado quiropráctico permite reducir el dolor, esto nos permite movernos más; nos ayuda a tener más flexibilidad. Al estar más activos tenemos menos riesgo de padecer artrosis.

Con la quiropráctica, además, se aumenta el buen funcionamento del cuerpo en general ya que una columna saludable permite mejorar la actividad del sistema nervioso. El reflejo sobre la salud y el sobrepeso pasa a traves de un mejor metabolismo porque el sistema nervioso, que funciona mejor tras los ajustes vertebrales, controla e influye en los otros sistemas, haciendo que nos encontremos mejor, más inspirados y con fuerzas para tener una vida más sana.

Barcelona Quiropractic

Desde Barcelona Quiropractic te recordamos la importancia de mantener una dieta sana y saludable, así como practicar ejercicio o actividad física de forma regular. De esta manera prevenimos enfermedades y ayudamos a nuestro organismo a funcionar de forma más eficiente.

Nuestra experiencia demuestra que las personas que tienen sobrepeso acostumbran a tener más dolores y problemas de espalda y de columna vertebral que aquellas que mantienen un peso adecuado y dentro de unos márgenes considerados saludables.

Es por ello que en Barcelona Quiropractic, además de ofrecer cuidado quiropráctico, ofrecemos conferencias de salud en los que ponemos de manifiesto la importancia de todo lo que ingerimos, de nuestra actividad física y también de saber gestionar correctamente nuestra parte más mental y emocional. Además de esto, damos consejos y proponemos cambios saludables para nuestros pacientes, así como también realizamos talleres prácticos de estiramientos y respiración, para que la salud se convierta en una forma de vida que integra las partes física, química y mental/emocional.

Si deseas recibir más información o tienes alguna pregunta no dudes en contactarnos en el 934 123 433 o bien enviando un whats app al 601 059 849 y estaremos encantados de atenderte y poder resolver tus dudas.