testimonio-5-barcelona-quiropractic

‘Mi problema era la visión. Veía doble. Vine a Barcelona Quiropractic recomendada por una doctora del hospital de San Pablo. Y ha ido mejorando. Desde que vengo aquí mi carácter ha cambiado, y me va divino de la muerte.’

‘Vine aquí recomendada por una doctora del hospital de San Pablo que me dijo: ¿Por qué no vas a un quiropráctico? Esto me lo comentó ella un jueves, y el viernes llamé y vine.
El segundo tratamiento que me hicieron, que son unos movimientos que te hacen en las camillas, no hacen daño y es fenomenal, yo, al segundo día ya vi mejor.
Y ha ido mejorando, mejorando, mejorando, y aquí estoy. Desde que vengo aquí mi carácter ha cambiado, y me va divino de la muerte.

He hablado con varias personas que tienen problemas y les he dicho que vengan, porque de lo que yo he notado, también está la cantidad de personal que viene aquí, que quiere decir algo.
No solamente yo, sino lo que veo en general.’