AEQ, ¿quiénes son?

La Asociación Española de Quiropráctica se funda en 1986 con la intención de diferenciar, en beneficio del usuario, a los quiroprácticos (que han estudiado un mínimo cinco años para ejercer con seguridad su profesión) de otros profesionales de pseudo-enseñanzas similares o aparentemente parecidas a la quiropráctica. De esta manera la AEQ defiende los derechos de los individuos a recibir su cuidado quiropráctico de confianza, seguridad y calidad ejercido por profesionales cualificados.

La Asociación Española de Quiropráctica la forman únicamente los profesionales con el Título Superior en Quiropráctica expedido por alguna de las Universidades reconocidas por el Consejo Europeo de Educación Quiropráctica. En la actualidad, está formada por doscientos cincuenta asociados, todos ellos preparados teórica y prácticamente para poder ejercer como quiroprácticos.

¿Qué ofrece la AEQ?

Uno de los principales y más importantes problemas con los que se topa la profesión quiropráctica es el intrusismo debido a que no está reconocida como profesión sanitaria en España.  Es por esta razón que muchas personas que han realizado cursos de fines de semana o pocos meses, debido a la falta de legislación en la profesión, ejercen y se nombran a sí mismos “quiroprácticos” o “médicos quiroprácticos”, sin haber conseguido su título de “Doctor of Chiropractic” (Doctor en quiropráctica). Por supuesto que estas personas no forman parte de la Asociación Española de Quiropráctica ni pueden ofrecer las mismas garantías, conocimientos y seguridad en los servicios a sus pacientes. De aquí que el principal objetivo de la AEQ es proteger la seguridad del usuario quiropráctico poniendo a su disposición un listado con los quiroprácticos que, sin duda, han realizado los estudios superiores para poder ejercer con seguridad su profesión.

Objetivos de la AEQ

Como antes mencionábamos, el principal objetivo de la AEQ es velar por la seguridad de los usuarios de la quiropráctica. Pero, además de esto, esta organización tiene otros fines que apuntan a la expansión de la profesión quiropráctica:

  • Dar a conocer la profesión dentro del territorio español y defender los derechos de los ciudadanos a recibir cuidados quiroprácticos de calidad y llevados a cabo por profesionales cualificados.
  • Crear un título universitario a través de la creación de una Facultad Quiropráctica en alguna universidad española con el fin de evitar que los estudiantes de esta disciplina tengan que estudiar la carrera en otros países. Además, esto incrementaría el número de profesionales quiroprácticos en el territorio español. Este objetivo se llegó a materializar en los años 2007 y 2009 con el inicio de los estudios superiores de quiropráctica en el Madrid College of Chiropractic y en el Barcelona College of Chiropractic, respectivamente.
  • Lograr el reconocimiento, la regularización y la legislación de la profesión, de modo que desde organismos del Estado se exija una formación adecuada y mínima para ejercer la quiropráctica y que, desde las instituciones se vele por la seguridad y las garantías de las personas que recurren a estos profesionales sanitarios.

¿Cómo actúa la Asociación Española de Quiropráctica?

La AEQ se basa en unos Estatutos y un Reglamento interno que todos sus miembros deben cumplir. Su funcionamiento interno es democrático y los puestos ejecutivos son elegidos cada año en asamblea general. Para garantizar aún más seguridad a los usuarios de quiropráctica, la AEQ exige a todos y cada uno de sus nuevos miembros cumplir anualmente con el Programa de Formación Continua con el fin de mantener la calidad científica y educativa de todos los quiroprácticos que ejercen en España.

La Asociación Española de Quiropráctica forma parte de la European Chiropractors’ Union (ECU) y de la World Federation of Chiropractic (WFC), organismo integrado en la Organización Mundial de la Salud (OMS).

En Barcelona Quiropractic ¡formamos parte de la AEQ!

Que se informen en la Asociación Española de Quiropráctica es algo que repetimos a las personas que vienen por primera vez a Barcelona Quiropractic. También a personas que, contentas con los resultados y objetivos conseguidos después de iniciarse con los ajustes vertebrales, buscan un quiropráctico en alguna zona de España porque recomiendan la quiropráctica a familiares y/o amigos.

Los quiroprácticos de Barcelona Quiropractic forman parte de la AEQ y, además, continúan formándose en seminarios en los que actualizan sus conocimientos, reciclándose continuamente para poder ofrecer garantías, servicio impecable, seguridad y confianza a sus pacientes.

En caso de querer acudir a un quiropráctico en cualquier parte de España, te aconsejamos que te informes primero en la Asociación Española de Quiropráctica.

Si deseas recibir más información sobre este tema o te interesa acudir a Barcelona Quiropractic para recibir un examen de tu columna, puedes contactarnos al 934 123 433. ¡Estaremos encantados de atenderte!